Análisis

Análisis

[Análisis] ‘Full Blast’

Siempre que experimentamos algo nuevo no podemos evitar compararlo con algo conocido, es la naturaleza humana, funcionamos por asociación. Es lo que nos hace decir “sabe a pollo” cuando comemos alguna carne extraña, porque nos resulta más fácil que tratar de inventar un sabor nuevo. Esto se debe a que cuando identificamos algo como bueno o malo por simple intuición, en realidad lo que sucede es que nuestro cerebro ha realizado un rápido barrido a una velocidad inimaginable de todas las experiencias similares que hemos tenido y ha calculado si en la mayoría de situaciones ha sido una experiencia positiva o negativa, para determinar así nuestra opinión inmediata sobre el asunto.

Pues todo esto viene a colación porque quiero decir que, por más que tratemos de ser objetivos al juzgar un juego, de evaluarlo por sus propios méritos, necesariamente las comparaciones saldrán a flote. Puede que a veces evitemos escribirlas directamente pero diremos cosas como “el control está mal”, y eso es porque hemos sentido lo que es jugar con un sistema de control perfecto (Te estoy viendo a ti, Super Mario Odissey).

Cuando me encontré ante Full Blast, me dije a mi mismo que sería muy interesante de analizar porque no me pasaría esto de las comparaciones, ya que hace mucho no juego un ‘bullet hell’ y no es precisamente mi género. Error. Apenas tomé el control y me metí en el juego, inicié con esa inocencia que algunos tenemos ante la novedad. Empecé a juzgar los aspectos que como analistas empezamos a ver siempre y a apuntar en mi bloc de notas cosas como “gráficos resultones”, “jugabilidad adecuada” y otras cosas similares. Pero pasados 15 minutos, todo eso quedó en el olvido porque ya estaba pensando en todos esos juegos que tenía en mi consola y que en 30 segundos podría estar jugando. Un Mario, un Zelda, un Splatoon, con cualquiera de ellos me divertiría como un niño y las horas se me volverían minutos. Pero basta con deciros que jugando Full Blast salí al menú principal tan sólo para ver la lista de niveles y calcular el tiempo que me quedaba para terminarlo y poder publicar este análisis.

Pero, al contrario de lo que pueda parecer, no quiero que os hagáis una mala idea sobre el juego, simplemente quiero resaltar lo que decía hace unas líneas. Full Blast es un juego que no está mal en sí mismo, puede salvar una tarde aburrida y seguro es un muy buen juego de entrada para los más pequeños, pero se queda corto cuando pensamos en otros juegos del género que lo hacen tan bien.

El ‘bullet hell’ se trata de reflejos y práctica, en Full Blast hace falta muy poco de lo uno o de lo otro. Únicamente en el jefe final alcancé a perder una vida y a lo largo del juego nos encontraremos con los mismos enemigos una y otra vez, así que en los primeros niveles ya habremos dominado los patrones. Incluso en los niveles finales empezaremos a ver jefes finales repetidos, con la perezosa variación de hacer que aparezca por duplicado.

La historia y los diálogos son prácticamente inexistentes, en cada nivel empezaremos literalmente con las mismas dos frases y terminaremos igual. Es más la historia que nos cuentan los escenarios, que están francamente bien, que la que nos dicen sus personajes. En este caso habría sido muchísimo mejor prescindir de ese intento de historia y enfocar esos esfuerzos en mejorar un poco la jugabilidad, o en agregar unos cuantos enemigos para dar más variedad al juego. Y solo por mencionarlo, la banda sonora tampoco es nada memorable, algunos sonidos de efecto para los disparos y las explosiones que no aportan nada al juego.

 

En cuanto a rejugabilidad, si sois de los que les gusta romper puntuaciones y hacerse con el primer lugar en el ranking online, pues aquí tenéis un desafío. Bueno, quizás de desafío no tanto porque el juego es bastante fácil, pero mirad el lado bueno, será fácil colarse en el ranking mundial (La verdad es que seguro que tampoco).

Francamente he tratado de ser lo más justo posible con el juego al escribir esta reseña, pero la verdad es difícil quedarse ciego ante las evidentes carencias que presenta Full Blast. Como decía al principio, juzgamos con base a lo que conocemos, y conozco demasiados juegos buenos (bullet hell o de cualquier otro género) como para pensar que este juego tiene un lugar destacable dentro del catálogo de Nintendo Switch. Quizás es que los años me van pesando, pero empiezo a ver con más claridad el valor del tiempo, y definitivamente prefiero pasar 5 horas perdiéndome en las llanuras de Breath of the Wild, aunque sea sin hacer nada más que cabalgar, que pasarlas jugando a un juego que no me aporta una buena historia, un buen contenido audiovisual o una jugabilidad divertida. Así que adiós Full Blast, quedarás en mi memoria para juzgar futuras experiencias de calidad cuestionable. Gracias por eso.

16Nov
Análisis

[Análisis] ‘Sigi: A Fart for Melusina’

Sometimes You nos trae un pequeño pero entretenido juego que referencia a el clásico Ghost n’ Goblins, con estilo más caricaturesco, chistes de referencias pop y un poco de humor escatológico; ayuda...

27Sep
Análisis

[Análisis] SNK Heroines: Tag Team Frenzy

Es hora de que las heroinas de SNK se junten en un título solo de batallas entre mujeres

26Sep
Análisis

[Análisis] ‘Tetra’s Escape’

Gran propuesta jugable de la desarrolladora ABX Games, que se alimenta de nostalgia y acertijos.

25Sep
Análisis

[Análisis] ‘Robbotto’

Robbotto nos trae una experiencia retro, desafiante y

04Sep
Análisis

[Análisis] ‘Freedom Planet’

Freedom Planet es otro indie retro que se sube al carro del éxito de los indies en Switch, en este caso estamos ante un juego que no oculta sus referentes, desde el...

01Sep
Análisis

[Análisis] ‘Polygod’

De la desarrolladora Krafted Games, llega un juego que se suma a la propuesta visual con pocos poligonos.

30Ago
Análisis

[Análisis] ‘Dead Cells’

Dead cells es un desafiante roguelike, metroidvania, action-platformer que no te puedes perder. Con la portabilidad de la Switch, sus intensas y cortas sesiones de juego se...

20Ago
Análisis

[Análisis] ‘State of Anarchy: Master of Mayhem’

Desarrollado por Sometimes You, State of Anarchy es un shooter con vista aérea con un estilo bullet hell que te pide concentración y una rápida...

14Ago
Análisis

[Análisis] ‘Candle: The Power of the Flame’

Candle: The Power of the Flame es un juego de puzles y plataformas que nos presenta un curioso y colorido mundo lleno de interesantes personajes y desafios.